Botánica Japonesa

Este sábado fui a una  exposición botánica en un centro de estudios de jardinería dedicado a expandir la cultura del jardín en nuestro país, un lugar ideal para hacer esto puesto a que México es tierra ideal para prácticamente todo tipo de plantas, árboles y flores. La razón por la cual quiere este instituto promover la cultura de la jardinería se debe a que esta actividad es una que tiene una enorme cartera de beneficios para el ser humano derivados de la paciencia y la paz : los jardineros son considerados como los individuos mas pacíficos en el mundo.

Esta exposición estaba dedicada a los distintos tipos de jardines que existen de acuerdo a país y cultura, algo realmente impresionante ya que todo lo que rodeaba el área de cada jardín – incluyendo sus señalamientos viales y peatonales- estaban escritos originalmente en la lengua perteneciente a la cultura de cada jardín. Todos los jardines tuvieron lo suyo pero en mi caso, por alguna razón, los jardines orientales son los que siempre me han gustado más y dentro de ellos la jardinería japonesa es mi favorita por su estética y su simbología: en un jardín japonés todo tiene un significado.

La simbología en los jardines japoneses es la raíz de su existencia ya que sus creadores siempre han querido dar un mensaje mas profundo de la vida no solo humana sino de todo lo existente en el mundo y en el universo donde todo tiene una comunicación activa una comunicación que por lo general la mayoría de las personas no percibimos con los sentidos que conocemos. Sin embargo, los japoneses se han percatado de esta correlación de mensajes entre todo lo que existe, visible o invisible, en gran medida gracias a sus practicas de meditación.

Dentro de la simbología japonesa botánica existen varios, sino es que es muchos, símbolos que representan muchas ordenes existenciales tan extensas que me seria imposible mencionarles en corto tiempo. Sin embargo, lo que si me es posible decir es que uno de los símbolos que me llaman mucho la atención son las lámparas que se encuentran siempre armónicamente distribuidas a lo largo del jardín. Estas lámparas siempre tienen que estar distribuidas en las curvas de los caminos de los jardines y cerca del agua. Estas lámparas, además de significar pureza e iluminación del alma, eran también esenciales en las ceremonias de té en el Japón que se llevaban acabo en los atardeceres.

Los principales tipos de lámparas en la jardinería japonesa son:

Taichi Gata

Este tipo de lámpara se caracteriza por sus estructuras robustas y por la flor de loto que siempre traen consigo simbolizando la fuerza física – la estructura- y mental – flor de loto- siendo así como se enfrentan los desafíos de la vida.

Yukimi Gata 

Esta lámpara es conocida por el extenso techo que le recubre por lo que se les conoce también como “ contempladoras de invierno” dado a su gran techo que retiene mucha nieve haciéndole parecer un pastel de hielo.

Oki Gata 

Esta lámpara, hecha de piedra y granito, representa la belleza en lo imperfecto y la constancia en el cambio en todo lo que existe incluyendo en las estaciones del año aconsejándonos a nunca creer demasiado en lo parmente.

Los jardines japoneses son muy especiales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *